LA DIETA AYURVEDA

Por Jaime Leal García

Especialista en farmacia y nutrición humana y dietética. Muestra un especial interés, y particular flexibilidad, para el estudio e investigación de diversas disciplinas. » La nutrición es algo que experimentamos cada día en varios momentos, y aún así, casi nadie sabe nada de ella -aunque muchos crean que sí-«

La dieta Ayurveda es una forma de alimentación holística basada en la medicina tradicional más antigua del subcontinente indio que se centra en mejorar el equilibrio entre mente y cuerpo. De acuerdo con el Ayurveda, el mundo está formado por cinco elementos, que son fuego, tierra, aire, agua y éter. El éter a menudo es traducido como «espacio», la esencia del vacío. Es el espacio que los demás elementos rellenan. Los elementos se combinan para formar tres doshas. Estos doshas se denominan pitta (fuego + agua), vata (aire + éter) y kapha (tierra + agua). Los doshas se definen como diferentes tipos de energía que circulan por el cuerpo, y cada uno controlaría diferentes funciones fisiológicas. Por ejemplo, pitta controla el hambre, la sed, la temperatura; vata se relaciona con el movimiento y el balance electrolítico, y kapha con la movilidad articular.

La dieta Ayurveda se basa en un plan de comidas compatible específicamente para cada persona, dependiendo del dosha dominante de su cuerpo, que equilibraría todos los elementos y puede ser beneficioso para la salud. Además, muchas comidas tradicionales indias están catalogadas como comidas funcionales, debido a la existencia en ellas de componentes bioactivos como antioxidantes, fibra dietética o probióticos. Estos alimentos funcionales pueden ayudar al mantenimiento del peso, el control del nivel de azúcar en sangre y el correcto funcionamiento del sistema inmune. Estas características beneficiosas, además, se incrementan gracias a técnicas de procesamiento de alimentos indicadas por la dieta como el germinado de semillas, la fermentación y el malteado.

De acuerdo con la filosofía Ayurvédica, en diferentes etapas de la vida la constitución del cuerpo varía y por tanto se requiere una alimentación única en cada caso para mantener la salud. Además, la comida debe ser acorde con la temporada del año. En India existen seis estaciones, y el estudio de ellas sería necesario para la creación de planes eficientes según las hortalizas y frutas de temporada. El Ayurveda defiende que una persona puede recuperar su salud si reestablece las conexiones entre su vida, su cuerpo y su comida. Estas conexiones serían responsables del bienestar físico, mental y temperamental. Una mente sana se corresponde con un cuerpo sano, esto se justifica explicando que la reducción del estrés puede indirectamente mejorar otras funciones corporales.

El régimen dietético en sí dependerá, por lo tanto, de las características de cada persona. De manera global, se desalienta el consumo de carnes rojas, edulcorantes artificiales y, en general, ingredientes procesados, mientras se favorece la ingesta de comidas naturales e integrales. El dosha pitta se centra en comidas frías y energéticas y limita especias, frutos secos y semillas. Vata, por su parte, promueve el consumo de comidas calientes, húmedas y pesadas mientras restringe fruta deshidratada, hierbas amargas y vegetales crudos. Por último, kapha limita comidas contundentes como frutos secos, semillas y aceites para centrarse en frutas, verduras y legumbres.

Pese a que la dieta tiene recomendaciones específicas para cada tipo de cuerpo, en términos de salud se pueden analizar las recomendaciones generales. Por ejemplo, el fomento del consumo de alimentos integrales y la minimización de alimentos procesados es beneficioso, dado que en muchas ocasiones, en estos procesos son desprovistos de sustancias importantes como la fibra o micronutrientes. Además, fuera de la nutrición, el Ayurveda se centra en mantener también un balance físico mediante la práctica de yoga, y un equilibrio mental mediante la plena consciencia del acto de comer, y la reducción de distracciones para, de esta manera, concentrarse en el sabor, textura y olor de la comida. Esto se ha visto ligado en estudios a una reducción de peso, depresión, estrés y frecuencia de los atracones.

Otro de los beneficios para la salud que ha demostrado la dieta Ayurvédica es en pacientes con Diabetes Mellitus tipo 2, en los que se han observado mejoras en parámetros como la presión arterial, el índice de masa corporal, la glucosa plasmática y la hemoglobina glicosilada. Cabe destacar que en estos estudios participaron personas de los 3 tipos de doshas: vata, kapha y pitta.

En el caso de otros desequilibrios como las dolencias musculoesqueléticas, cambios tan simples como el método de cocción ayurvédico del arroz han demostrado ser muy efectivos. Esta cocción elimina mayor cantidad de almidón, aumenta el contenido de vitaminas y, en resumen, mejora el valor nutricional del arroz en una manera que beneficia consideradamente los problemas derivados de la artrosis y patologías relacionadas.

Con relación a beneficios respecto al adelgazamiento, se puede tomar como ejemplo un estudio con 200 sujetos, de los cuales 55 eran vata, 83 eran pitta y 62 eran predominantemente kapha. Después de 3 meses de terapia siguiendo la dieta Ayurveda, el grupo pitta fue el que más notablemente perdió peso (una media de 9,84%). Además, se observó disminución en todas las mediciones antropométricas de todos los doshas, especialmente individuos pitta y kapha. Por lo tanto, la dieta Ayurveda probó resultar útil como método de pérdida de peso.

En conclusión, la dieta Ayurveda recomienda o desaconseja determinados alimentos basándose en los dosha, o tipo de cuerpo, y de esta manera promueve el balance nutricional, la consciencia plena e incluso la pérdida de peso.

Con todo, para consumidores occidentales que no están familiarizados con la filosofía Ayurvédica, puede resultar un régimen dietético confuso. Los alimentos y comidas incluidos en esta dieta son típicos de la región geográfica donde surgió, y pueden en algunos casos resultar estrafalarios por esta razón. Asimismo, la filosofía está basada en observaciones subjetivas acerca de la personalidad y el tipo de cuerpo.

El Ayurveda constituye un antiguo sistema que puede ayudar a instaurar hábitos saludables como la práctica de ejercicio físico, el consumo de alimentos locales y de temporada, el respeto e importancia hacia el acto de sentarse a comer y sobre todo, el conocimiento de uno mismo. Gran parte de ella está basada en creencias ancestrales. Pese a que haya tenido beneficios demostrados en la salud humana, no existe investigación suficiente para fundamentar sus teorías con evidencia científica.

Test tipo de Ayurveda: www.euroved.com/en/ayurveda/test/

Referencias:

  • C. Hotz, R.S. Gibson: Traditional food-processing and preparation practices to enhance the bioavailability of micronutrients in plant-based diets. J Nutr, 137 (2007), pp. 1097-1100
  • P.N. Kaul: Alternative therapeutic modalities. Alternative medicine. Prog Drug Res, 47 (1996), pp. 251-277
  • P. Sarkar, C. Dhumal y otros: Traditional and ayurvedic foods of Indian origin (2015), Journal of Ethnic Foods, Volume 2, Issue 3, Pages 97-109
  • Dalen J, Smith BW y otros: Mindful Eating and Living (MEAL): weight, eating behaviour, and psychological outcomes associated with a mindfulness-based intervention for people with obesity. (2010)
  • Gupta A, Agarwal NK, Byadgi PS. Clinical assessment of dietary interventions and lifestyle modifications in Madhumeha (type- 2 Diabetes Mellitus). AYU 2014;35:391-7
  • M. Kontum. A traditional way of rice preparation with particular benefits for Arthritis and musculo-skeletal disorders. Journal of Ayurveda & Integrative Medicine (2010), Vol. 1, Issue 4.
  • Sharma S, Puri S, Agarwal T, Sharma V. Diets based on Ayurvedic constitution–potential for weight management. Altern Ther Health Med. 2009 Jan-Feb;15(1):44-7. PMID: 19161047.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *